El aumento de los ruidos en nuestra ciudad, sobre todo en verano, enfrenta a vecinos y jóvenes en las zonas de la movida juvenil


Las antenas de telefonía móvil provocan ruidos y radiaciones

El aumento de los ruidos en nuestra ciudad, sobre todo en verano, enfrenta a vecinos y jóvenes en las zonas de la movida juvenil

El Ayuntamiento está obligado a intervenir cuando se producen molestias que impiden el descanso de los ciudadanos

El libre albedrío y la inhibición municipal sobre esta cuestión, ha convertido a Chiclana en una de las ciudades más ruidosas de Andalucía

   Este extenso e interesante artículo del abogado Joaquín José Herrera del Rey, experto en ruido, viene a cuento por los problemas que cada año debemos padecer en nuestra ciudad, una de las más ruidosas de Andalucía, sin que el equipo de gobierno ponga coto a ello. La movidajuvenil, los coches con equipos de música tipo discoteca, las motos con escape libre, animales y perreras, antenas de telefonía móvil, motores, bares con música cuando no están autorizados para ésta…, son algunos ejemplos de lo que hay que sufrir en Chiclana, donde más parece una ciudad sin ley que la mejor población de la Bahía como pregonan nuestros ineptos políticos siempre que pueden. Queremos que sepan qué hacer en cada caso.

   ¿Qué hacer con los problemas de ruidos? ¿Qué hacer si el ayuntamiento se desentiende y no tramita ni siquiera las denuncias de la policía local de Chiclana?¿Repetiremos este año el asunto de las carpas de Sancti Petri de 1996? ¿Cómo se puede permitir que los chiringuitos de la playa sean un coto sin vallar y cierren y hagan el ruido hasta la madrugada sin otra limitación que su deseo?¿Qué mes de agosto nos espera si la autoridad no ejerce de tal? Estos chiringuitos conllevan mayor cantidad de tráfico y de personas, que si no tienen una actitud civilizada pueden llegar a molestar a los vecinos.

En primer lugar hay que diferenciar entre ruidos esporádicos u ocasionales y ruidos habituales. Los primeros de ellos son aquellos que no tienen una continuidad en el tiempo y que se producen como consecuencia de hechos puntuales. Los ruidos habituales son aquellos que persisten un día tras otro y que pueden llegar a ocasionar trastornos a la salud. En los ruidos esporádicos lo primero que cabe es la mediación. Le recomendamos que en primer lugar se ponga en contacto con la persona que cause el ruido, para que al hacerle sabedor de las molestias que produce cese en las mismas. En caso de que esta persona sea reacia a solucionar los problemas de forma amistosa, llame a la Policía Local. En Chiclana, normalmente, cuando se le pide ayuda suele ir (además de, obviamente, tener la obligación de hacerlo). Una de las patrullas se pondrá en contacto con el causante de las molestias y le requerirá para que cese en las mismas.

Hace siete años los vecinos cercanos tuvieron que padecer estas carpas

RUIDOS HABITUALES

En el caso de que los ruidos sean habituales, las recomendaciones son las mismas que en el punto anterior, pero puede ocurrir que esos ruidos persistan a pesar del requerimiento policial. En este punto cabe diferenciar  aspectos: 1-Que los ruidos provengan de otro domicilio. 2-Que la fuente de los ruidos se encuentre en un local comercial. 3-Que provenga de la playa o de la vía pública con lo que esta última se estará utilizando en beneficio de unos pocos.(Recordemos que la Ley de Costas prohíbe anuncios acústicos y música en la playa.)

MOLESTIAS PROVOCADAS POR VECINOS (OTRO DOMICILIO)

Indica, teóricamente, la Ordenanza de ruidos de Chiclana: Artículo 111-Generalidades: 1-La producción de ruidos en la vía pública, en las zonas de pública concurrencia o en el interior de los edificios, no podrá superar en caso alguno los límites que exige la convivencia ciudadana. 2-Los preceptos de esta sección se refieren a ruidos producidos, especialmente en horas de descanso nocturno, por: a) Tono excesivamente alto de la voz humana o la actividad directa de personas; b) Sonidos y ruidos emitidos por animales domésticos: c) Aparatos e instrumentos musicales o acústicos; d) Aparatos domésticos. En la práctica ni la Policía Local lleva siempre sonómetros ni se abren expedientes disciplinarios por esta causa ni por la utilización de maquinaria productora de más de 90 decibelios.

Si vive en una casa en la que los vecinos forman una comunidad de propietarios, la Ley de Propiedad Horizontal es la que marca las pautas mínimas de convivencia. Entre otras cosas esta Ley prohíbe a los vecinos de los pisos o locales practicar actividades dañosas, inmorales, peligrosas, insalubres o incómodas. Si usted sufre alguna de las incomodidades mencionadas por parte de uno de sus vecinos, vamos a indicarle los pasos que debe seguir para solucionarlo:

-Póngase en contacto con el o los causantes de las molestias, para tratar de llegar a un acuerdo amistoso.

-Si no hacen caso a sus peticiones requiera una Junta de Propietarios, para exponer el problema (seguramente no será el único que sufra las molestias), y así hacer constar en ACTA las quejas formuladas.

-La Junta de Propietarios puede hacer llegar un último requerimiento al vecino causante de las molestias, advirtiéndole que en caso de no cesar en las mismas se emprenderán acciones judiciales contra él.

-Llegado a este punto, si todo sigue igual, se puede acudir a juicio y conseguir que le priven del uso del piso o local por un periodo de hasta tres años. También puede ocurrir que si el vecino es inquilino (sobre todo estudiantes o veraneantes que son los responsables de la mayoría de las quejas por estos motivos), la Junta consiga que los Tribunales pongan punto final al contrato de arrendamiento.

Los botellones son habituales desde hace muchos años

MOLESTIAS PROVOCADAS POR ESTABLECIMIENTO PÚBLICO

En este caso no dude en llamar a la Policía Local. Lo lógico sería que las  patrullas realizaran denuncia, de oficio, si el ruido es perceptible en el momento de la intervención policial, o el requerimiento (esto es lo que indica el sentido común, desgraciadamente no es siempre así). En otro caso la denuncia se formula porque no se perciben ruidos o molestias por parte de los policías actuantes, teniendo que ser el reclamante el que firme el requerimiento para que el boletín de denuncia se extienda  (normalmente siempre se requiere a que firme la denuncia).

La Delegación del tema no suele dar valor autóctono a estas denuncias (hacen la vista gorda. Por lo visto, en verano no hay que cumplir las ordenanzas) pidiendo que sus técnicos revisen la actividad lo cual puede llevar varios meses que los vecinos estarán sin descansar. Y el verano terminó….

Si se verifica que esa reclamación está plenamente justificada se sancionará al local con multa, pudiendo llegar al cierre temporal o definitivo del mismo (en la práctica, la mayoría de los cierres de la delegación de Medio Ambiente no son reales, simplemente requieren de cierre al empresario, que dado su conocimiento de cómo funcionan las cosas, no hace ningún caso y permanece eternamente abierto). En este punto es interesante hacer constar un punto que provoca reclamaciones de particulares, como es el incumplimiento del horario de cierre de los locales de pública concurrencia.

HORARIOS

Los horarios que rigen en esta materia para los establecimientos públicos en Andalucía están regulados por la Ley 13/1999, de Espectáculos Públicos y Actividades Recreativas de Andalucía (LEPARA), el Decreto 78/2002 de 26 de febrero, por el que se aprueban el Nomenclátor y el Catálogo de Espectáculos Públicos, Actividades Recreativas y Establecimientos Públicos de la Comunidad Autónoma de Andalucía. Por cierto, los chiringuitos no tienen autorización legal para estar abiertos hasta que les de la gana. Los estudios de prevención acústica y medidas correctoras son inexistentes.

Orden de 13 de abril de 2002 , por la que se regulan los horarios de apertura y cierre de los establecimientos públicos en la Comunidad Autónoma de Andalucía

Hora máxima de cierre (resumen de la normativa)

Clase de establecimiento (D, L a J) (V, S, Vísperas de Festivo)
a) Cines, teatros, auditorios, circos, plazas de toros y establecimientos de espectáculos deportivos 2:00 3:00
b) Establecimientos de juego, excepto bingos 2:00 3:00
c) Bingos 4:00 5:00
d) Establecimientos Recreativos 0:00 1:00
e) Establecimientos de hostelería y restauración, excepto pubs y bares con música 2:00 3:00
f) Pubs y bares con música 3:00 4:00
g) Discotecas y Salas de Fiestas, excepto discotecas de juventud 6 7
h) Discotecas y Salas de Juventud 0:00 1:00

NOTAS

A partir de la hora de cierre del establecimiento el responsable del local o de la organización del espectáculo público vigilará el cese de toda música juego o actuación en el local y no se servirán más consumiciones. No se permitirá asimismo la entrada de más personas y se encenderán todas las luces del local para facilitar el desalojo, debiendo quedar totalmente vacío de público media hora después del horario permitido.

Los establecimientos no podrán abrir al público antes de las 6 horas. Los establecimientos de las letras f) y g) no podrán abrir antes de las 12 horas. Las terrazas se rigen por el horario del establecimiento del que dependen, pero su hora límite de cierre no puede ser posterior a las 2:00 (desgraciadamente, la Delegación de Medio Ambiente se inhibe de los problemas de ruido que producen las terrazas, a quienes dan tregua dando orden de cierre cuando no funcionan en invierno y dejándolos funcionar en verano) y los veladores.

Durante las fiestas locales, en Navidad y en Semana Santa, los ayuntamientos pueden ampliar en dos horas los horarios establecidos con carácter general. También pueden reducirlos en dos horas en zonas acústicamente saturadas (el alcalde ha mostrado su voluntad contraria a esta medida). El horario y aforo del establecimiento deberá exhibirse en lugar visible desde el exterior del mismo.

La música alta molesta mucho más que el propio botellón

IR AL JUZGADO

Antes que todo recuerde que el ruido es capaz de romper los nervios de cualquiera y provocar enfrentamientos entre víctimas y culpables. Pero es fundamental mantener la calma, la serenidad y procurar solucionar las cosas de forma amistosa, mostrando, eso sí, que se está dispuesto a emprender acciones administrativas y judiciales (a veces la perspectiva de un juicio es lo bastante disuasoria como para que cese el problema). Indicar que todas las licencias de Actividad Clasificada como es la apertura de un establecimiento público está condicionada a que durante su funcionamiento no se trasmitan al exterior más de 35 decibelios (A) en horario diurno (de 7,00 a 23,00 horas), y de más de 30 decibelios (A) en el horario nocturno (de 22,00 a 7,00 horas).

QUÉ HACER SI PERSISTE EL PROBLEMA

Si persistiendo el problema y a su juicio la solución se retrasa o no le satisface lo suficiente le proponemos otros caminos a seguir: VÍA PENAL:(Artículo 325 del Código Penal): 1-Se debe presentar denuncia o querella ante el Juzgado. Es conveniente contar con testigos (pueden serlo los Policías Locales que acudieron el día que sucedió). Se pueden reclamar daños y perjuicios.2-Para interponer querella (o siempre que se intervenga en el procedimiento como acusación particular) se necesita abogado y procurador. No le recomiendo esta opción en principio.

VÍA CIVIL: Caben varias posibilidades: a) Demanda ordinaria reclamando daños y perjuicios por culpa o negligencia (art. 1902 del Código Civil). Se precisa asistencia de abogado excepto si se reclaman menos de 902 Euros. b)Si el causante del ruido ocupa un vivienda alquilada, el arrendador puede ejercer la acción de resolución del contrato de arrendamiento (art. 27.2, Ley de Arrendamientos Urbanos). Se precisa asistencia de abogado.

c) Si ocupa una vivienda de régimen de propiedad horizontal, como hemos visto antes, la comunidad de vecinos puede entablar un procedimiento judicial para conseguir la cesación de la actividad, pudiendo llegar, en caso de gravedad, a la privación del derecho al uso de la vivienda por tiempo no superior a tres años. Puede también solicitarse indemnización por daños y perjuicios (art. 7, Ley de Propiedad Horizontal). Se precisa asistencia de abogado. d)También cabe la acción de negación de servidumbres conforme al 590 del CC y 1908. Pedir al juez hacer cesar una perturbación que no se tiene la obligación jurídica de soportar. e)-Por último, acciones interdictales para conservar la posesión pacífica y no ruidosa de los bienes.

VÍA CONTENCIOSA ADMINISTRATIVA

Recursos formulados contra resoluciones expresas o presuntas de la Administración, se precisa asistencia de abogado. Lo más importante es recurrir las licencias en tiempo y forma de lo contrario devienen firmes. Los expedientes disciplinarios no conducen a nada.

ESCRITO DE QUEJA ANTE EL DEFENSOR DEL PUEBLO ANDALUZ

No necesita ninguna formalidad especial. Hay Defensor del Pueblo en nuestra Comunidad Autónoma. Aunque son muy amables, no consiguen una tutela efectiva. Cierran los expedientes con la mera afirmación de los ayuntamientos de que están tomando determinadas medidas correctoras…, pero se deja sin hacer un seguimiento.

JOAQUÍN JOSÉ HERRERA DEL REY-Abogado-Autor del libro La contaminación acústica en Sevilla (Editorial Guadalquivir 954-221917)